tanta cosa

Vuelvo a la rutina de buscar en la noche las claridades que andan por ahí.

el rock and roll… “pero ya es mucho para vos”… asesiname vuelve a sonar.

el vino, las estrellas, la luna, el frío en la cuneta. El taxista, El buscar algo que me diga algo. La mancha en medio de la calle. El charco que refleja a  alguien, una cara o el viento que trae  un susurro. La idea de abrazo, en medio de la pista llena de gente, la idea de abrazo in extenso. La saliva con sabor a tabaco. El pelo pegado en sudor y humo. Talco, mucho talco… dicen humo pero es talco mucho talco. Mis amigos que “me cubren cuando voy a llorar”.

Buscar animales de manera animalesca. Reconocerse en el cuerpo, en el rastro, en la huella que se deja entre los adoquines y los árboles de ernesto pinto lagarrigue. Todo juego inocente a ver si se pierde inocencia y se gana una buena historia.

Desesperadamente… porque ya no espero.

Salgo…

porque cuento con las alas del mar, si no encuentro un ser humano que me pase a buscar.

sabia fabiana cantilo.

Anuncios

2 Respuestas a “tanta cosa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s